Posteado por: Las noticias del océano | enero 19, 2014

Los temporales del mar causan varios varamientos en la Ría (Galicia, España)

Ballena en areamilla

Ballena en areamilla

Una ballena de tres toneladas apareció muerta en la playa de Areamilla, en Cangas, y dos delfines aparecieron en Vigo

19 de Enero de 2014. Una ballena y dos delfines han aparecido varados en la Ría en los últimos días como consecuencia de los fuertes temporales que están azotando las costas gallegas, en muchas ocasiones con carácter de alerta roja y, por lo tanto, con olas que superan los diez metros de altura además del mar de fondo.

Así lo señaló la Coordinadora para o Estudo dos Mamíferos Mariños (Cemma), que desde que comenzó el año no ha dejado de recoger muestras de animales fallecidos aparecidos en las playas gallegas. Su portavoz indicó que el gran número de ejemplares varados en las playas se debe a estos fuertes temporales marítimos, en los que los delfines y ballenas más débiles fallecen y son arrastrados posteriormente a la costa.

En el caso de la ballena aparecida en la playa Areamilla de Cangas, pese a su gran tamaño de casi siete metros se trataba de un ejemplar hembra recién nacido, con apenas unas semanas de vida, pero que alcanzaba ya un peso de tres toneladas. Se trataba de un rorcual común – una especia en peligro de extinción y que puede alcanzar los 27 metros de longitud– y el mal olor que desprendía la ballena alertó a los vecinos, que avisaron a los servicios de limpieza para que retirasen el animal, que será incinerado.

Y es que al igual que la mayoría de los animales varados, se encontraba en muy malas condiciones como resultado de llevar muerto bastante tiempo.

De hecho, se encontró este jueves un delfín común en la playa de A Calzoa, conocida popularmente como As Barcas y días antes también se halló otro en la playa de Bouzas. Ambos ejemplares se encontraban muy deteriorados.

“Las condiciones en el mar están siendo muy duras en este inicio de año y están apareciendo todos los días golfiños y ballenas”, reiteraron desde Cemma, que precisaron que los varamientos están siendo mucho más intensos en el norte de la comunidad. De hecho, el viernes apareció en Corcubión una ballena de enormes dimensiones, de 19 metros, atrapada entre las rocas.

Fuente


Categorías

A %d blogueros les gusta esto: