Posteado por: Las noticias del océano | octubre 14, 2012

La marea negra del ‘Prestige’, ante la justicia española diez años después

Un voluntario limpia una playa de las islas Cíes afectada por el vertido de petróleo del ‘Prestige’ (AFP/Archivo, Christophe Simon)

14 de Octubre de 2012 (Sylvie Groult). MADRID — Diez años después del naufragio del petrolero ‘Prestige’, el juicio por la más grave marea negra de la historia de España se abre en La Coruña el martes, mientras los ecologistas denuncian una justicia imperfecta y advierten de que podría repetirse una catástrofe similar.

Durante este largo proceso que se prolongará hasta mayo de 2013, serán juzgados el capitán del buque, el griego Apostolos Mangouras, de 78 años, otros dos oficiales y el entonces director de la marina mercante española.

Los cuatro comparecerán ante el tribunal a partir del 13 de noviembre, fecha en que se cumplen diez años de la catástrofe.

Cargado con 77.000 toneladas de fuel, el ‘Prestige’, petrolero libanés con pabellón de Bahamas, se averió el 13 de noviembre de 2002, en pleno temporal, frente a las costas de Galicia. Tras pasar seis días a la deriva en el Atlántico, el buque se partió en dos y se hundió en el mar el 19 de noviembre.

Durante las semanas siguientes, se escaparon unas 50.000 toneladas de fuel que contaminaron miles de kilómetros de costas españolas, portuguesas y francesas. Vestidos con trajes blancos, más de 300.000 voluntarios procedentes de toda Europa participaron en la limpieza de las playas.

Diez años más tarde, el Tribunal Superior de Justicia de Galicia escuchará a 133 testigos y a un centenar de expertos, que comparecerán en el Parque de Exposiciones de la ciudad de La Coruña, acondicionado para la ocasión debido a las dimensiones del juicio.

Tras las primeras jornadas, destinadas a las diligencias previas, el juicio se reanudará en noviembre con las audiencias de los cuatro acusados: el capitán, el jefe de máquinas Nikolaos Argyropoulos -también griego- y el filipino Irineo Maloto, primer oficial del buque, hasta ahora ilocalizable.

El cuarto inculpado, el exdirector general de la marina mercante española, José Luis López-Sors, había decidido alejar el petrolero de la costa, en pleno temporal, cuando perdía miles de toneladas de hidrocarburos.

Los alrededor de 1.500 perjudicados se agruparon en 55 acusaciones, asistidos por 70 letrados y representados por 27 procuradores, informó el tribunal.

“La reclamación total por daños y perjuicios en materia de responsabilidad civil supera los 2.200 millones de euros”, precisó, aunque el daño sufrido fue evaluado en 4.121 millones de euros: 3.862 millones para el Estado español, a los que se suman los 86,36 millones estimados por Francia y 172,86 millones de más correspondientes a varias administraciones y particulares españoles.

La fiscalía pide 12 años de cárcel para el capitán, juzgado como los otros dos oficiales por daños al medio ambiente y a un espacio natural protegido.

Sin embargo, las organizaciones ecologistas españolas consideran que no se han sacado las lecciones de aquella marea negra y los verdaderos responsables estarán ausentes. “Es evidente que en el banquillo falta gente”, afirmaba el jueves Jaime Doreste, abogado de la ONG Ecologistas en Acción. “Se podría haber sido mucho más ambicioso en las acusaciones”, añadió, considerando que “la actuación de López-Sors no fue unilateral, que la cadena de decisiones llegó a responsables políticos más altos”.

El abogado lamenta también la ausencia entre los acusados de la empresa de clasificación ABS, que había declarado el buque apto para la navegación.

La ONG se indigna también por que diez años después de la catástrofe, sigan navegando petroleros de casco sencillo y que continúen sin conocerse todas las consecuencias de la marea negra para la salud y el medio ambiente.

Un estudio publicado en agosto de 2010 por unos investigadores españoles afirmaba que los pescadores que participaron en la limpieza presentaban modificaciones de ADN y problemas pulmonares.

“Entonces gritamos que nunca más”, lanza Theo Oberhuber, coordinador de la campaña de Ecologistas en Acción. “Ahora, nos preguntamos cuándo se tomarán medidas para evitar realmente que esto vuelva a ocurrir”, subraya.

Fuente


Categorías

A %d blogueros les gusta esto: